Ir al contenido principal

Un selfie le ha costado la vida


En la fotografía que ilustra esta publicación podemos ver al animal más peligroso del mundo, y precisamente no me refiero al delfín. Esta noticia ha corrido como la pólvora por las redes sociales, ya que muestra un caso extremo de maltrato animal. 

En el balneario de Santa Teresita (Argentina) unos turistas decidieron sacar un delfín del agua para hacerse selfies con él. Tras pasárselo de mano en mano y una disputa con quienes defendían la vida del animal, el delfín murió delante de todos.

En el siguiente vídeo se puede ver como algunos bañistas intentaban reanimar al animal, pero ya era demasiado tarde.
(Aviso: Las siguientes imágenes pueden herir su sensibilidad)

El problema es que la culpa de esto va a quedar en terreno de nadie. Al haber tantas personas no se va a buscar al culpable de semejante atrocidad como es sacar a un ser vivo de su medio de vida y retenerlo hasta la muerte. 

Lo que podría servir de ejemplo a no seguir, ha conseguido todo lo contrario. Que este momento se haya convertido en viral ha desencadenado la imitación de otras personas. 

Concretamente en Florida (Estados Unidos), un pescador ha hecho algo parecido con su presa, un tiburón. Pero el ejemplar no tuvo la misma mala suerte que el delfín, ya que terminó de vuelta en el mar. 



De lo que no queda duda es que estos hechos deben denunciarse socialmente, para evitar posibles imitaciones o intentonas que acaben con la vida de más seres vivos inocentes.

Comentarios